Estimación y evaluación de riesgos

El Manual de Protección Contra Incendios de la NFPA, del que fue coeditor el ilustre Ing. Jaime Moncada Pérez, presenta una visión general de un esquema conceptual para el análisis de riesgos fundamentado en seis (6) modelos orientados a la estimación y evaluación de riesgos. La intención de este artículo es dar a conocer el contexto de esta metodología y su aplicación en el ámbito de protección contra incendios, desde la perspectiva de la autora.

En principio, habría que definir las características presentes en la edificación, sus ocupantes y el tipo de incendio esperado, porque tales consideraciones alimentarán las variables a analizar con estos modelos.

El modelo de decisión. Una vez determinados los elementos anteriormente señalados, para dar inicio a este modelo conviene detallar los escenarios posibles de presentarse cambios en la edificación evaluada, en función de sus características constructivas y comportamiento de sus ocupantes. Vale decir, que solamente son requeridos los detalles que tendrán incidencia en la probabilidad de ocurrencia de un incendio.

El modelo de inicio de la ignición. Se trata de un modelo fundamentado en el estudio de probabilidades de ocurrencia por año, en función de escenarios de incendios y características representativas de la edificación y sus ocupantes.

El modelo posterior a la ignición. Este modelo permite evaluar el impacto del incendio sobre la edificación y sus ocupantes, entre otros elementos que se pudieran estar analizando. En otras palabras, estimar las pérdidas esperadas por incendio para cada escenario de incendio y tipo de pérdida (humana o material).

El modelo de evaluación de pérdidas. Este modelo está relacionado con la determinación del valor monetario del daño a la propiedad y por la pérdida de la vida o lesiones generadas con ocasión de un incendio. Aunque ésta última pudiera ser un tema polémico, un estudio [1]realizado en 1988 concluyó “que recientemente ha habido cierta convergencia alrededor de una cifra estadística de $1 a $2 millones por cada vida”.

www.piqsels.com/es

El modelo del costo. Como su nombre pudiera inducirlo, está relacionado con los costos involucrados en los cambios propuestos que se analizarán y su impacto. Los iniciales, orientados pero no limitados a: costos de equipos, instalación, financiamientos, entre otros. Los actuales: funcionamiento, inspección, pruebas, mantenimientos, reparaciones, entre otros. Y por último, los efectos de ondulación sobre otros costos: que corresponden con sistemas de apoyo; como ejemplo, el Manual de Protección Contra Incendios de la NFPA (2009) señala: “la necesidad de aumentar el suministro de agua para alimentar un sistema de rociadores” (p. 2-35).

El modelo comparativo costo-beneficio. Se refiere a la evaluación de los costos en relación con los beneficios obtenidos. La correspondencia entre los costos analizados en el modelo de los costos y los beneficios obtenidos por la reducción del riesgo asociado con muertes, lesiones o daños a la propiedad; como resultado del modelo de evaluación de pérdidas.

El análisis de riesgos implica la consideración de múltiples factores que impactan en la seguridad contra incendios de cualquier edificación, porque aborda no solo aspectos relacionados con la caracterización de los elementos del riesgo, sino que también aporta bases desde un punto de vista financiero.

La NFPA 551 “Guía para la Evaluación de los Riesgos de Incendio” señala que la evaluación de riesgos es ampliamente utilizada para abordar aspectos de la seguridad contra incendios. Asimismo, que la selección de un método de evaluación de riesgos para una aplicación en particular debería considerar factores como: objetivos de las partes interesadas y criterios de aceptación, alcance del análisis de riesgo, audiencia prevista y responsables de la toma de decisiones, consideraciones regulatorias, precedentes para aplicaciones similares, datos y recursos disponibles, restricciones de costo y tiempo, capacidades del personal y la posible necesidad de contemplar las incertidumbres.

En este sentido, la NFPA 550 “Guía del Árbol de Decisiones para la Seguridad contra Incendios” proporciona información complementaria relacionada con la descripción integral de conceptos o sistemas que pueden ser considerados en la evaluación de los riesgos de incendio.

.

[1] Gillette, C. P., and Hopkins, T. D., Federal Agency Valuations of Human Life, Report to the Administrative Conference of the United States, unpublished, Apr. 1988. Extraído del Manual de Protección Contra Incendios de la NFPA, Quinta Edición en Español.

.

Ing. Esp. María Celina González Lizardi
Venezuela
Gerente general en INVERTEC

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×